Alejandra Melgarejo, LinkSolution: “Nunca imaginamos que íbamos a pasar de ser 3 personas a ser más de 100”

Alejandra Melgarejo, LinkSolution: “Nunca imaginamos que íbamos a pasar de ser 3 personas a ser más de 100”

Cuando un emprendimiento logra sostenerse en el tiempo y se convierte en una empresa, además de celebrar, es importante tener una mirada retrospectiva y conocer a quienes estuvieron desde sus inicios. Tal es el caso de Alejandra Melgarejo, Gerente Financiera y Administrativa de LinkSolution, quien se unió al equipo en los comienzos “por unos meses” y hoy, 10 años después sigue construyendo con miras hacia el futuro.

¿Cómo fueron tus comienzos en LinkSolution?

-En 2013 Marcelo (Díaz) y Gustavo (Semhan) me dijeron que necesitaban alguien que se hiciera cargo de la parte administrativa. Era una empresa muy chiquita, habían alquilado una oficina en Colegiales. No había mucho movimiento en mi área, empecé trabajando medio día con la idea de que los iba a ayudar por un tiempo y después íbamos a tomar a alguien que siguiera en mi lugar. Para el año siguiente ya teníamos un cliente grande, había más trabajo, empezamos a crecer, fui incorporando más gente y nunca me fui.

¿Qué sentías a medida que pasaba el tiempo?

-Cotidianamente nos íbamos dando cuenta de que el objetivo y el sueño de hacer bien el trabajo y tener éxito se iba dando. Fue increíble el trayecto, nunca se nos hubiera ocurrido que iba a ser tanta la evolución. Nadie pensó que íbamos a pasar de ser 3 personas a 170. conseguimos más de lo que soñamos. Hoy ese primer cliente grande que tuvimos sigue con nosotros. Pasó con muchos, evidentemente hicimos algunas cosas bien.

¿Por qué pensás que los clientes los siguen eligiendo?

-Porque la relación y el trabajo fue bueno. Cuando empezamos existía una empatía entre el trabajo que hacíamos y escuchar al cliente, ver si estaban bien, si necesitaban algo diferente, volver para atrás y cambiar algo. Lo podíamos hacer porque era una empresa chica, hoy lo seguimos haciendo porque tenemos un buen equipo. Es una relación que se construye a lo largo de los años, y también es un aprendizaje.

¿Qué aprendiste en el camino?

-Se transformó mi mirada en relación a qué hay que tener en cuenta para manejar los números de una compañía. A lo largo de los años, la base sólida en lo económico sostiene el trabajo de LinkSolution. Cuando éramos pocos era más sencillo, pero aprendí en el camino qué es lo que hay que hacer para poder tener crédito en el mercado, para tener el dinero para pagar los sueldos todos los meses, tratar de ser solventes sin depender de otros.

¿Cómo te imaginás a futuro?

-Lo que me queda es seguir formándome y adquiriendo conocimientos para aportar desde el lado de mejorar las cosas que ya se hacen, o sumando cosas que no estamos haciendo y que rindan. Esa es mi búsqueda. Siempre pienso que lo que hacemos está bien hecho pero se puede hacer mejor, al menos en mi sector.