Dia Internacional de los trabajadores, de la revolución industrial a la tecnológica

Dia Internacional de los trabajadores, de la revolución industrial a la tecnológica

El 1° de mayo se celebra el día internacional de los trabajadores en la mayoría de los países del mundo. Desde su origen en la segunda revolución industrial hasta hoy, el trabajo tal como lo la mayoría de nosotros lo conocimos se transformó por la pandemia de la COVID -19 en 2020. 

Habituados a “ir a trabajar” la pandemia hizo que el desplazamiento hacia el lugar de trabajo se redujera prácticamente al 70%, para pasar a hacerlo desde casa.

Algo impensable, si nos remontamos tan solo a 20 años atrás, que fue posible gracias a la tecnología, para ser más precisos a Internet. Claro, que semejante cambio todavía está en plena etapa de calibración, aunque un estudio de la consultora McKinsey estimó que tras la pandemia el 20% de la población española, seguirá trabajando desde casa. Lo cual quizás en distintos porcentajes podría replicarse en otros países y más aun en el sector de centros de contacto.

Guy Fort, presidente de la Asociación Peruana de Centros de Contacto, Apexo opinó al respecto: “Nuestro sector emplea en su mayoría a jóvenes estudiantes, quienes se ven favorecidos con la modalidad de trabajo remoto, ya que, al suprimir los tiempos de traslado hasta los sites, lo disponen para estudiar o realizar otras actividades”.

Por otra parte, este cambio liderado por la tecnología digital, generó la necesidad de reaprendizaje de los roles tradicionales: gerentes, jefes, supervisores e inclusive directores, ahora tienen que aprender cómo conducir sus equipos a distancia.

Nadie sabe cómo será el futuro, pero hoy lo que sabemos es que somos protagonistas de un momento bisagra en la historia del trabajo. Como también que esto nos demanda el aprendizaje de nuevas habilidades, que a veces cambian antes de que podamos hacerlas propias.

Lo que no cambia y no cambiará (esperemos) más allá del espacio donde se realice, es el valor del trabajo como célula indispensable para el funcionamiento de la vida personal y social.

Este 1° de mayo queremos celebrar a todos los trabajadores, y muy especialmente a los esenciales: aquellos que nos permiten mantenernos comunicados, cuidan de nuestra salud y de nosotros en estos tiempos de pandemia.