Empleo y Sociedad: Millennials y Generación Z, los grandes disruptores del siglo

Empleo y Sociedad: Millennials y Generación Z, los grandes disruptores del siglo

El último estudio de Deloitte sobre las nuevas generaciones:  basadas en la encuesta a 13.416 millennials en 42 países y 3009 personas de la generación Z en 10, nos ayuda a comprender más sobre sus necesidades y aspiraciones. Los primeros, nacidos entre enero de 1983 hasta diciembre de 1994 y los segundos entre enero de 1995 hasta diciembre de 2002.

Ya la incorporación de los millennials al mundo laboral trajo desconcierto, y aún sigue trayéndolo ya que sus valores y prioridades son muy diferentes a la de las generaciones anteriores. Por su parte, ocurre algo similar con sus sucesores, los “Z”.

Si hablamos de aspiraciones, o de orden de prioridades, veremos que los valores tradicionales como: formar una familia, comprar una casa, no están en la lista de sus prioridades. Sí, viajar por el mundo, ganar dinero, y en anteúltimo lugar [dato interesante] tener un impacto positivo en sus comunidades. Podemos ver lo citado en el gráfico inferior (1).

 

Gráfico 1: Estudio Deloitte 2019

¿Por qué nos interesa esta información en el ámbito laboral? Porque necesitamos conocer qué quieren nuestros colaboradores, al igual que nuestros clientes.  Esto, nos permite el desarrollo de programas más empáticos, acordes con sus anhelos. Con las consideraciones del caso: este es un estudio general, y que existen realidades individuales, es decir habrá personas en los que estas prioridades estén invertidas o se manifiesten en diferentes porcentajes. (gráfico 1)

Ahora, pasemos a conocer qué es lo que más les preocupa del mundo en el que vivimos y ambas generaciones coinciden en: el cambio climático. Las inquietudes restantes se reparten en: desempleo, corrupción y en el caso de los “Z” aparece la preocupación por la discriminación basada en características personales o étnicas. (gráfico 2)

 

Gráfico 2:  Estudio Deloitte 2019

Ahora bien, si esto es lo que preocupa a estas generaciones, ¿no deberían los programas de RR. HH apuntar a generar programas internos sobre estos temas? Hay empresas del sector de experiencia de cliente que ya lo están haciendo, y otras que podrían tomar en cuenta esta información, indagar en sus colaboradores y desarrollar el que esté en sintonía con sus empleados.

El ámbito laboral sigue siendo un espacio de grandes diferencias entre lo que esperan los millennials y lo que ocurre en las empresas. En tanto ellos tienen una mirada más orientada a lo social, al valor de lo que se produce y sobre todo a la mejora social a través del trabajo, en su visión todo esto dista bastante de lo que sucede en el mundo real (gráfico 3).

Gráfico 3: Estudio Deloitte

En conclusión, si bien aún existe un gap importante entre empresas y millennials, estamos más cerca que hace 5 años atrás cuando nos preguntábamos cómo conducir estos jóvenes equipos que querían imponer sus puntos de vista.

Sin duda alguna, la mirada de estas nuevas generaciones se está fusionando con todos los cambios que estamos viviendo a nivel organizacional y social: transformación digital, experiencia de cliente, y además podría ser de gran ayuda para poner en marcha proyectos disruptivos en estas áreas.